Demandan a Sony por querer impedir que los usuarios la puedan demandar

Sony modificó los términos de uso del servicio de la consola PlayStation 3 para impedir, a través de los mismos, que los usuarios de la consola pudieran demandar a Sony o presentar demandas conjuntas. Esta medida, que se tomó en EE.UU., ha resultado en una demanda contra la compañía.

Aunque trasciende ahora, la demanda se presentó en Carolina del Norte a finales de noviembre por un hombre en nombre de los usuarios de PlayStation 3 que compraron una consola y aceptaron los términos de uso antes de septiembre, mes en el que se actualizaron los términos de uso.

El movimiento por parte de Sony produjo que otras compañías, como Microsoft o Electronic Arts, introdujeran cláusulas similares. En todos los casos, se fuerza al usuario a aceptarlas como paso previo para poder seguir usando sus servicios.

En la demanda contra Sony se alega que se han realizado prácticas abusivas contra los usuarios de PlayStation 3 quieren deben escoger entre proteger sus derechos o poder usar la PlayStation Network como habían hecho hasta ahora. En la demanda se señala también que la cláusula estaba enterrada entre todo el lenguaje leguleyo del extenso acuerdo y que no se presentó en formato legible en línea.

Cuando se presentó esta modificación, Sony se defendió aludiendo a un precedente legal en la Corte Suprema de EE.UU., cuando esta falló a favor de AT&T, aunque ese caso era en referencia a una cláusula que afectaba a los trabajadores y no a los clientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario